mercredi 2 août 2006

Cap. II "C-130: Hércules"

Señorita P no se había dado cuenta de algo: sus rodillas están chocándose, que extraño, por qué se mueven las piernas sin que el cerebro haya dado orden alguna?

Qué ternura-penita! ella no lo sabe aun, pero su cuerpo sí, la situación no es tan simple como parece.

En las casas de la patagonia se puede andar con manga corta en pleno invierno nevado y ventoso porque todas las construcciones tienen calefacción central y los radiadores en las murallas pronto hacen parte indispensable del paisaje hogareño de subsistencia. El viento, cuya velocidad no es despreciable en estas latitudes, peina los árboles, despeina el mar, cristaliza las orejas y obliga a usar parkas extrañamente gruesas. Y botas feas y felpudas. Prestadas.

Señorita P piensa en la extraña y rítmica cercanía de las botas feas, en cómo sus rodillas parecen imantadas y autónmas.

Es extraño sentir que las piernas no soportan el peso del cuerpo.

Los misiles no deben ser muy atómicos, sino la gente no los usaría como asiento (intenta pensar infantilmente porque ya está notando que el aire enrarecido no es a causa de los 27 pasajeros respirando juntos en esta bodega de avión).

Artefactos metálicos de 60 cms de diámetro por unos 3,5 m de largo. Hay varios, en los de los extremos están sentadas las personas de las caras-llenas-de-ojos. Hacia ambos lados, como en una micro fea. Sin adhesivos de "papito no corras" o "dios es mi copiloto". Inhóspita la micro.

Señorita P se sienta en su silla-misil, al lado de la puerta.

En la patagonia el sol describe un pequeño arco en el cielo, nunca llega a pasar por encima de las cabezas, nunca la sombra llega a la casi desaparición (todo tiene derecho a un descanso, digo yo) que le debería regalar el mediodía. Y es que en la patagonia se está muy abajo y si se insiste en seguir de largo, seguramente se cae uno del planeta.

A las 9 am apenas estaba aclarando, señorita P no podía salir a pasear más temprano porque creía que era de madrugada. A las 17 hrs su reloj biológico la mandaba de vuelta a la casa porque la ausencia de luz debía significar que ya era hora de dormir. Pero era un engaño de la región austral. El sur, el verdadero sur, intenta adormecer a los intrusos para que no descubran sus tesoros de tierra fueguina.

Señorita P sintió un zamarreo en el hombro: -"Muévase más allá, por favor" -"Los hombres hacia este sector y las mujeres todas de la puerta para allá... muévanse tranquilamente por favor. Tomen posición en el sector que se les ha indicado" -"Quédese tranquila, el piloto tiene todo bajo control. Ahora lo único que nos queda es encomendarnos a dios"...

(continuará...)

12 commentaires:

Bitten a dit…

Ay mamita nos tienes en suspenso!!! Ya quiero ver como acaba eso....

Neblina a dit…

No eres la unica que ha usado parkas en extremo gruesas y felpudas, deberias ver lo que la gente trae puesto en los inviernos minnesotanos. Lo que es yo, no me quito la parka, las botas, el gorro, la bufanda y los guantes ni para dormir y aqui tambien hay calefaccion central.

Nos visitamos,

Ciao!

Azar a dit…

puuuuuchhhhhaaaaassssss!!!!! a mi me duele la guatita con los continuara..... jiji

Espero tu continuación

Saludos

Hiscariotte a dit…

¿Les recomendaron algún dios en particular al cuál encomendarse? ¿A Icaro tal vez? Ah no, él no era un dios, ni modo.

Un abrazo señorita.

nerd-son a dit…

SOY ULTRA CAGON CON COSAS DE VUELOS!!!!!.......ESAS HISTORIAS ME HACEN MOVER RAPIDAMENTE LA CABEZA...........
Y SI HAY QUE ENCOMENDARSE.... NO HAY MEJOR QUE A “SAN GUACHULERU”

SALUD-OTES!!! CON PIPEÑO EN LAS ALTURAS

Chai late a dit…

Siempre he tenido unas enormes ganas de visitar la patagonia.

Me encantó esta frase:
"Y es que en la patagonia se está muy abajo y si se insiste en seguir de largo, seguramente se cae uno del planeta".
WOW!!!

Habrá que estar muy pendiente de la siguiente entrega.

Abrazo FUERTE!!!

ashestoashes a dit…

el dr. strangelove está presente, aunque quiero redecir: "Ground control to Major Tom Ground control to Major Tom:
Take your protein pills and put your helmet on", y así

Spoiled Princess a dit…

la cosa es que ahora estoy en suspenso!!!!!grrrr

Hiscariotte a dit…

También me acordé del Dr. Strangelove, pero me resisto a imaginar a nuestra querida señorita P cabalgando un misil en su descenso.

mademoiselle P a dit…

jajaja.. nada de cabalgatas aéreas, ashestoashes e hiscariotte.. además un sombrero de cowboy no sé si me sienta :)

y bueno, ya viene el final para las impacientes..

Daniela a dit…

uhuhuhuuu!

que xtremo... pucha teclee rapido mi chiquilla quero saber que pasó pu!!

abrazos ^^

Javi a dit…

Mientras no se caiga el aviòn o exploten misiles, creo que el final serà bueno.

Saludos!

... cave canem ... cave canem ... cave canem ... cave canem ... cave canem ...